Doctrina Hermética en la Terapia

 

El tercer gran principio hermético, el principio de la vibración nos dice: “Nada reposa, todo se mueve, todo vibra”. Es importante comprender que todo lo que nos rodea está en constante vibración, desde el polo increado del espíritu hasta las formas de la materia extremadamente densas, de igual forma pasa con la luz, el calor, el magnetismo y la electricidad. La manifestación del pensamiento, la emoción, la razón, la voluntad, el deseo o cualquier otro estado mental va acompañado de las vibraciones y estas emanaciones al dirigirlas con una intención recrea un cambio mental y de salud por efecto de inducción.

Las variadas técnicas terapéuticas de vibración primordial que utilizamos, son llevadas con intención y voluntad precisa, dirigida hacia los centros energéticos utilizando dipolos y técnicas ancestrales hacia la integralidad (Bio-Psico-Ambiental) del ser, esto da como resultado el equilibrio y salud en el campo sutil, emocional, mental y físico.

Diego Rodríguez

Terapeuta en Ciencias Ancestrales.

 

Publicado por Diego Rodríguez

Terapista Holístico especialista en técnicas ancestrales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: